miércoles, julio 13, 2005

Star Wars

La guerra de las galaxias (Star wars). USA. 1977. D.: George Lucas. I.: Mark Hamill, Harrison Ford, Carrie Fisher, Alec Guinness

En una galaxia lejana, hace mucho, mucho tiempo… un crucero imperial intercepta la nave de la princesa rebelde Leia, que conseguirá grabar en el androide R2D2 un mensaje de socorro para Obi Wan Kenobi. En compañía del robot C3PO, R2D2 recalará en el planeta Tattoine. Allí serán capturados por los comerciantes Jawas y vendidos al tío de un joven huérfano, Luke Skywalker. Por la noche R2D2 escapará. A la mañana siguiente Luke y C3PO van en su busca pero tienen un desafortunado encuentro con los hombres de la arena. Un ermitaño, Ben Kenobi, les salva del infortunio y se descubrirá como el destinatario del mensaje de la princesa Leia: los planos de la fortaleza la Estrella de la Muerte. ..



Empezar a hablar de uno de los mayores éxitos comerciales de todos los tiempos y, en consecuencia, todo un fenómeno sociológico es complicado. Colas multitudinarias, entradas de reventa, Star Wars representa la ruptura con la ciencia ficción de los años 70. Propugna una visión del género del todo ligera, optimista, de simple entretenimiento frente a lo trascendental y la parábola que tenían como meta las cintas anteriormente vistas. Justo lo que necesitaba una sociedad americana en plena división traumática una vez acabada la guerra de Vietnam. La otra gran característica que configura a la cinta como punto de inflexión en la historia del cine es uno de unos espectaculares efectos especiales.
El film, en conjunto es paradigma de los mundos medievales de la space opera sintetizando lo arcaico y lo futurista en base a tres ejes:
- La presentación como si se tratase de un cuento a través de los atemporales rótulos del comienzo del film.
- El enfrentamiento entre un tiránico imperio y una democracia monárquica comandada por la princesa Leia.
- La Fuerza, un culto basado en el desarrollo personal, mantenido por una orden de caballeros semi-medievales armados con espadas de luz.

¿Estamos ante un argumento original?

El propio George Lucas reconoce que el punto de referencia que toma es Flash Gordon. También reproduce parte de El señor de los anillos y Obi Wan Kenobi no es sino Gandalf. Por otra parte hay ciertas películas que sirven de base a Star Wars, en general el cine bélico en el que se basa para realizar las secuencias de batalla y el cine de aventuras para los duelos a espada. En temas concretos, el diseño de C3PO es claramente tomado del robot de Metrópolis, la imagen mental de Planeta Prohibido es el mensaje que lleva grabado R2D2. El hogar quemado de Centauros del desierto en consonancia con la hacienda destruída de los tíos de Luke.
El mérito de George Lucas no es haber sido original sino en su capacidad para mezclar elementos y sensaciones que habían sido olvidadas por la industria cinematográfica.
Por otra parte, estamos ante un argumento que recoge una tradición universal. Narra el clásico viaje presente en leyendas orientales o nórdicas. Es un arquetipo de narración que nos remite a El señor de los anillos con su héroe en apariencia corriente que, por mediación de un mentor y una circunstancia personal se ve obligado a desempeñar un arriesgado propósito, contando con algún apoyo adicional y consiguiendo derrotar al mal tras un enfrentamiento directo y un proceso de maduración personal (la fuerza). En buena lógica, los personajes son igualmente arquetípicos: el héroe inexperto (Luke), la princesa, el sabio mentor (Kenobi), el simpático rufián cínico y de buen corazón (Han Solo). Igualmente impagable resulta el villano Darth Vader con su fuerza oscura, su capa y su máscara, su vestimenta negra y su respiración de escafandrista.
Darth Vader, que se puede cambiar por “dark father” o padre oscuro, rival del protagonista puesto que ha pasado al lado oscuro y que plantea la eterna lucha psicoanalítica para destruir al padre (aunque desconoce que es su padre). Por otro lado se da una relación incestuosa que George Lucas no acaba de explotar



El guión.
En principio era mucho más largo y ambicioso (18 horas de duración divididas en diferentes entregas). Lucas escogió sólo una parte como primera película de la saga que luego a lo largo de los años ha ido completando.

Anécdotas.

Para crear las espadas láser se cubría una barra de plástico con cinta reflectante. Un pequeño motor movía la barra e iluminándolo previamente con luz intensa se conseguía el efecto láser. Para que el rayo surgiese del pomo de la espada el actor debía quedar inmóvil en un momento determinado. Entonces un técnico entraba rápidamente en escena colocando la barra luminosa. Después, en el montaje se eliminaban los fotogramas que no interesaban.

Peter Cushing, que tan sólo estuvo un día en plató, siempre se hacía el calzado a medida debido a la longitud de sus pies. Para Star Wars se recurrió a unas ajustadas botas de almacén. “No se imaginan ustedes lo que sufrí. Así que le dije a mi buen amigo George Lucas: George, no te pido que me saques primeros planos, pero podrías sacarme sólo de cintura para arriba. Cuando le expliqué el motivo asintió y me dio un par de zapatillas de paño. Y rodé el resto de la película en zapatillas.”

Se pueden apreciar imperfecciones como el recorte del key/sobreimpresión en las naves si se sube el brillo del monitor.



Conclusión.

Sin duda una de las mejores películas de ciencia ficción de todos los tiempos. Quien no la conozca, o ha estado en una isla desierta o no se ha enterado de nada.

2 Comments:

At 3:11 p. m., Anonymous Audril said...

Hola!

He dado con este blog de casualidad y curiosamente yo tambien soy de Toledo. Muy acertado el comentario del Multicultural (yo tambien estuve y aguanté 20 minutos). Os mando la dirección de mi blog para que le echeis un vistazo, espero comentarios:

www.buqueantilla.blogspot.com

 
At 11:58 a. m., Blogger Octavio said...

Encantado de recibir tu visita, y muy bueno tu blog.

buqueantilla.blogspot.com

Seguimos actualizando cada semana, mas o menos.

 

Publicar un comentario

<< Home

Google